Palabras en Ruta: 1 º Domingo del Tiempo de Adviento – 27 de Noviembre de 2016

Adviento no es solo un tiempo de espera sino también de preparación

Juan Manuel Sayago

La espera cristiana no es solo pasiva sino activa, es un despojamiento y revestimiento a la vez. Al escuchar a Pablo ¡despierten! es el eco de las palabras del mismo Señor: Estén prevenidos, estén preparados. Es decir, vivir despiertos y vigilantes. Dios no solo nos muestra por donde caminar sino que lo hace con nosotros. Y ello lo descubrimos cuando miramos con los ojos de la fe nuestra vida.

Y la preparación se hace al ir buscando el recto obrar que purifique la conducta perdida. “Abandonando las obras propias de la noche y vistiéndose con la armadura de la luz. Como en pleno día, procedamos dignamente”: basta de excesos que nos consumen, basta de individualismos que nos desfiguran, “no más peleas ni envidias”.

Adviento no es solo un tiempo de penitencia sino esperanza. No es solo ir reconociendo los propios límites y necesidades, sino de aceptar la invitación de Dios a recomenzar y dejarse sostener por Él. Ya que una madura y honesta conversión no está motivada por el temor al castigo sino como una respuesta al gratuito amor.

Adviento es un tiempo de nacer otra vez. De querer volver hacer las cosas bien, de volver a limpiar el corazón. De volver a caminar por las sendas del Señor.

Adviento es un bello tiempo para volver a ser como Dios nos soñó alguna vez.

Publicado por Juan Manuel Sayago

Psicólogo Clínico - Teólogo

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: